Lavavajillas: cómo usarlo correctamente

Evita los restos en los platos, acaba con todo rastro de grasa y aprende a usarlo eficientemente.
Compartir:


Hoy queremos darte algunas recomendaciones sobre el mantenimiento y uso correcto del lavavajillas para lograr siempre los mejores resultados.

Antes de empezar…

Antes de poner la vajilla en el lavaplatos, retira siempre los restos de comida con un tenedor o una servilleta de papel. Al meter los platos dentro, sepáralos bien para que no se toquen entre sí. Además, ten en cuenta que la cubertería se debe poner en el cesto, con el mango hacia abajo.

Dosis correcta

Utiliza siempre la dosis correcta de detergente: una cantidad insuficiente no conseguirá eliminar por completo la suciedad de la vajilla, mientras que una cantidad excesiva puede representar un desperdicio inútil de producto. Un detergente en gel, como Somat MultiPerfect te permite dosificar según las necesidades, por eso es perfecto para medias cargas.

Sal y abrillantador

Comprueba los niveles de sal y abrillantador a menudo. Si son los adecuados, te ayudarán a lavar y secar mejor. Por el contrario, si falta algunos de los dos, puede que notes un resultado blanquecino sobre vasos y copas, y menos brillo.

Para solucionar este tipo de situaciones, la marca Somat acaba de lanzar al mercado Somat 5 Todo en 1. Estas pastillas, con una fórmula multifunción, contienen las 5 funciones esenciales para ofrecer un resultado perfecto (detergente, abrillantador, función sal, potenciador de lavado y acción en frío). Todo en la misma pastilla.

Programa adecuado y ¡resultados perfectos!

Elige el programa del lavavajillas más adecuado al nivel de carga y de suciedad. Una vez que ha terminado el programa de lavado, espera una media hora antes de abrir el lavavajillas. Si se abre rápido, los platos se enfrían rápidamente y se produce la condensación del vapor. Sin embargo, en el lavavajillas cerrado, el calor contribuirá a que se evaporen los restos de humedad.


Con estos consejos, estamos covencid@s que podrás sacarle más rendimiento a tu lavavajillas, obtener los mejores resultados y, a la vez, ahorrar. Además, para prolongar la vida útil de la máquina, se recomienda limpiar el lavavajillas con un limpiamáquinas cada dos meses, para eliminar los depósitos de grasa o cal del interior de la misma.

Si quieres aprender más cosas sobre el lavavajillas y encontrar soluciones a los problemas más comunes, te invitamos a visitar la nueva página web de Somat: www.somat.es. ¡Seguro que te llevas una sorpresa muy agradable!
 

Fuente: http://www.ocu.org/

Compartir:
Sin comentarios
¡Escribe tu comentario!
Debes estar logineado para comentar. Tu comentario será publicado una vez sea aprobado por el equipo de redacción.
ENVIAR