Trucos para secar la ropa dentro de casa

¿Mal tiempo y la ropa aún por secar? Sigue estos pasos.
Compartir:

Aunque no es lo más recomendable, cuando llueve o hace mal tiempo y no se dispone de secadora en casa, no nos queda más remedio que secar la ropa en el interior.

Para estas ocasiones, y evitar que la humedad invada la casa o que la ropa tarde mucho en secarse, te damos algunos consejos que pueden venirte bien.

1) Antes de tender la ropa, asegúrate de haber eliminado el máximo de agua de las prendas. ¿Cómo? Centrifugando muy bien la ropa en la lavadora y sacudiéndola bien al sacarla del tambor. Además de eliminar el exceso de agua, esto ayuda a prevenir la formación de arrugas y evitará malos olores.

2) Para evitar al máximo la formación de arrugas, te recomendamos elegir un detergente como el nuevo WiPP Express Limpio & Liso, formulado especialmente para minimizar la aparición de arrugas durante el lavado.

3) Coloca el tendedero en un espacio cálido de la casa, ventilado y, si es posible, que le dé el sol.

4) Durante el día, abre las ventanas durante unos minutos para que el aire circule entre las prendas y, también, por la casa. No es bueno que haya demasiada condensación dentro de casa.

5)
En el tendedero, asegúrate de colocar bien las prendas. No las pongas de cualquier manera. Estira bien las prendas y deja espacio entre ellas, para que no queden esquinas dobladas (que no se secarán y que, además, luego olerán a humedad).

6) Las camisas, vestidos o chaquetas puedes colgarlas en perchas, que además de asegurar una mayor superficie de secado, mantendrán mejor la forma.

7) Si tienes prisa y necesitas que la ropa se seque con la mayor rapidez posible, puedes acelerar el proceso colocando un calefactor cerca (pero no demasiado).

Compartir:
Sin comentarios
¡Escribe tu comentario!
Debes estar logineado para comentar. Tu comentario será publicado una vez sea aprobado por el equipo de redacción.
ENVIAR