A prueba de gateadores

Antes de que tu bebé empiece a explorar, ¡toma algunas precauciones en casa!

Compartir:

Los bebés empiezan a gatear a los ocho meses de media, aunque algunos son más precoces y a otros les cuesta un poquito más. En cualquier caso, llegará un día en que el instinto explorador de tu peque ponga a prueba tu casa.

Antes de que llegue ese día (o quizás estás viviendo esa etapa en este mismo momento), hemos hecho una pequeña lista con 5 consejos útiles que pueden venirte bien. ¡Toma nota!

Con un pequeño explorador en casa...


1) Aspira con frecuencia el suelo para eliminar posibles piezas pequeñas y mejor retira las alfombras, con las que puede tropezar (o chupar). Si puedes, friega los suelos de las estancias donde gatea habitualmente el peque al menos una vez cada dos días.

2) Mantén el cubo de la basura siempre cerrado, o mejor en un lugar fuera de su alcance, como dentro de un armario o en una terraza cerrados.

3) Baja siempre la tapa del inodoro.

4) Como ahora las patas de las mesas, sillas o las puertas ya no estarán fuera de su alcance, recuerda limpiarlas bien con un producto como Estrella Oxygeno Activo, un producto sin lejía que garantiza la máxima desinfección.

5) Para evitar accidentes con las puertas, usa un freno o gancho antigolpes para sujetarlas y proteger sus deditos.


Y no hace falta recordar que como ahora disfruta investigando, mantén los productos de limpieza, para la colada, adhesivos o productos de higiene personal y cosméticos lejos de su alcance. Ponlos siempre que sea posible en un lugar cerrado y a más altura que la del peque si se pone de pie.


Compartir:
Sin comentarios
¡Escribe tu comentario!
Debes estar logineado para comentar. Tu comentario será publicado una vez sea aprobado por el equipo de redacción.
ENVIAR