Las embarazadas y el olor a humedad: Cómo quitar el mal olor

Compartir:
Secar bien las toallas del baño o lavarlas con un poco de lejía acaba con los malos olores.

¿Sabías que un elevado número de mujeres experimentan alteraciones en la percepción de los olores durante el embarazo? Y es que, según los expertos, el sentido del olfato sufre variaciones durante la gestación, lo que se traduce en que muchas mujeres captan de forma más intensa algunos olores, especialmente los más desagradables. Entre las causas de esta situación se encuentra el elevado nivel de progesterona y estrógenos, hormonas que afectan además al sentido del gusto y que se relacionan con las náuseas durante el embarazo. Esta mayor sensibilidad olfativa hace más complicado convivir con determinados olores, como el que en ocasiones desprenden las toallas del baño por la humedad. Tanto si eres una mujer embarazada a la que le ocurre esto como si no, existen remedios contra los malos olores. Toma nota sobre cómo quitar el olor a humedad de la ropa:

Ventila bien el baño tras cada ducha. Aunque la humedad sea agua y el agua inodora, el mal olor procede de los hongos y bacterias que se forman. Con una buena ventilación (diez minutos pueden ser suficientes) evitarás la humedad de condensación y también la aparición de hongos.

Seca bien las toallas. Normalmente, no se da un solo uso a las toallas antes de volver a lavarlas, sino que se intenta aprovechar de nuevo para ahorrar agua y energía. Esta decisión, tan valiosa para el medio ambiente, puede favorecer la aparición de malos olores en tu baño si no la secas adecuadamente después de su utilización. Por tanto, lo ideal es que se sequen al aire libre o sino cuélgalas bien extendidas para que se sequen rápidamente y mejor. Estarás evitando que hongos y bacterias campen a sus anchas en tu toalla.

Si a pesar de airear el baño y de secar adecuadamente la toalla (o si, simplemente, no pudiste seguir ninguno de estos pasos) todavía te sigues preguntando cómo quitar el olor a humedad de la ropa porque el problema persiste, la solución es también sencilla. Basta lavar la toalla y añadir un poco de lejía Neutrex, que es un gran desodorizante, ya que destruye bacterias y hongos y también las sustancias malolientes que éstos generan. Con esta acción, la lejía ataca asimismo a aquellos microorganismos que provocan alergias, permitiéndote disfrutar de un hogar seguro (y, si es el caso, de tu embarazo) sin tener que soportar olores desagradables. Ten en cuenta de lavar con lejía Neutrex tus toallas blancas o claras.



Resumiendo:

Cómo acabar con el olor a humedad que molesta a las mujeres embarazadas



Algunas mujeres embarazadas experimentan alteraciones en la percepción de los olores durante la gestación. Olores como el de la humedad les resultan más intensos y, por tanto más desagradables. Para acabar con él, ventila bien el baño después de cada ducha y seca bien las toallas que hayas utilizado para evitar que hongos y bacterias se instalen en ellas. Si el olor persiste, lava la toalla utilizando un poco de lejía Neutrex para acabar con hongos, bacterias y las sustancias malolientes que éstos generan.

Con estos sencillos trucos sobre cómo quitar el olor a humedad de la ropa, disfrutarás de tu embarazo sin sufrir desagradables olores.
Compartir:
Sin comentarios
¡Escribe tu comentario!
Debes estar logineado para comentar. Tu comentario será publicado una vez sea aprobado por el equipo de redacción.
ENVIAR