Agua que no has de perder... no la dejes correr (Finalista Abril'22)

Enviado por María R. (Madrid)

Tengo en el rincón de la ducha una garrafa de dos litros de capacidad a la que he recortado el cuello y que lleno con el agua del circuito que aún está fría, mientras espero que llegue la caliente desde la caldera. Esa agua es limpia y la utilizo tanto para el inodoro, como para limpiar (sobre todo si uso lejía, que se diluye en agua fría). También he regado con ella macetas de interior. Al cabo del mes, ducha a ducha, son unos cuantos litros.


¿Te gustó este artículo?
*Recuerda que debes estar logineado para comentar.
Tu comentario será publicado una vez sea aprobado por el equipo de redacción.
Síguenos